Jubilaciones y Pensiones en Argentina

Blog elaborado por MSC Consultores

Archivo para Aumento jubilaciones

Cómo está y cómo seguirá el plan de reparación histórica para los jubilados

Hasta ahora cobran un aumento algo más de 1,1 millones de personas, mientras que otras 305.000 esperan una propuesta; nuevo plazo para un trámite

Por: Silvia Stang

Para: Diario La Nación

Por el plan de reparación histórica, son por ahora 1.113.443 los jubilados y pensionados del sistema gestionado por la Anses que cobran sus haberes incrementados según los criterios establecidos por la ley 27.260. Dentro del universo de personas que aún no tienen su ingreso reajustado (pero que están incluidos en el plan, según se les informó), hay 305.846 que no recibieron todavía una propuesta, es decir, no se les dijo de cuánto sería su ingreso mensual y, eventualmente, cuánto cobrarían en concepto de retroactivo, siempre en caso de dar su acuerdo. A continuación, una guía para conocer cómo está el plan y qué trámites deben hacer los jubilados, según cuál sea su situación.

-Si se cobra el aumento sin haber hecho ningún trámite previo, ¿qué pasos hay que seguir?

-La gran mayoría de quienes están percibiendo su ingreso reajustado no hicieron un trámite previo, sino que fueron incluidos en los procedimientos de pago anticipado que dispuso la Anses, tras considerar cuestiones como la edad y los montos implicados en las subas. Como la ley establece que la reparación es un plan de acuerdos entre partes, sí se prevé una gestión posterior. Días atrás, la Anses emitió la resolución 185, en la que se establece que hay plazo hasta el 28 de febrero de 2018 para dar los siguientes pasos, según explicaron en el organismo: 

Si la suba fue menor al 30% del haber mínimo, se deberá aceptar la propuesta (o rechazarla, en caso de así decidirlo) en la página de la Anses (http://www.anses.gob.ar, tras ingresar con la clave de la seguridad social).

Si la suba del haber superó el 30% del haber jubilatorio mínimo, además de hacer esa aceptación en la web, deberá suscribirse el acuerdo con la Anses, que luego será enviado a la Justicia para su homologación.

-¿Cómo sigue el trámite tras aceptarse la oferta en la web?

-Lo siguiente es válido tanto para los casos enunciados en la última parte de la respuesta anterior, como para quienes tienen una propuesta de aumento y necesitan firmar antes un acuerdo para poder cobrarlo (por no estar contemplados en los procedimientos de pago anticipado). Tras la aceptación en la web, el acuerdo se firma con la huella dactilar (salvo casos excepcionales), en una sucursal bancaria que tenga lector de datos biométricos y habilite el trámite, o en una oficina de la Anses (con turno asignado). Deben firmar el jubilado y un abogado que él designe, ambos en la misma terminal y sin que pasen más de 30 minutos entre uno y otro. El pago de los honorarios de este profesional está a cargo del Estado. Luego, el acuerdo es firmado por las autoridades de la Anses y remitido en forma electrónica a la Justicia para su homologación, el último paso antes de que se comience a cobrar el haber reajustado (en los casos en que no hay pago anticipado, claro está).

-¿Cuántas propuestas se aceptaron y cuántas se rechazaron?

-Según la Anses, hay 745.607 aceptaciones y 57.939 rechazos. Y se suscribieron hasta ahora 249.380 acuerdos, de los cuales 156.073 fueron homologados por un juez. El Gobierno estimó que serán, en total, unos 2 millones los jubilados alcanzados por el programa.

-¿Por qué alguien rechazaría la propuesta de aumento?

-El plan prevé la firma de acuerdos, que implican renunciar a la vía judicial para reclamar por un reajuste del haber. Así, si hay un litigio en trámite, ya no seguirá. Y si no se había iniciado demanda, ya no se la podrá iniciar. La causa de un rechazo puede ser el considerar que se obtendría un beneficio mayor en un juicio. Y esto puede ocurrir, según el caso, porque los índices de actualización con los que se hacen los cálculos son diferentes en el plan de reparación histórica respecto de los que ordenan utilizar los fallos judiciales (esta cuestión de los índices fue llevada a la Justicia y la decisión está en manos de la Corte Suprema). Otro factor a considerar para decidir es el tiempo de cobro.

-¿Cómo se puede conocer la oferta de incremento del haber?

-Se ingresa en la página de la Anses con la clave de la seguridad social. El uso de esta clave de identificación permite ver datos particulares (no sólo los del plan de reparación sino también otros; por ejemplo, el detalle de la liquidación mensual de los haberes). La clave puede generarse y habilitarse en la propia página.

-¿Y si aún no hay propuesta?

-Hay quienes aún no tienen una propuesta. Según la Anses, son 305.846 casos “complejos”. Los funcionarios dicen estimar que podrán dar respuesta “a todos antes de fin de año”.

-¿Cuánto tiempo pasa entre el acuerdo y el reajuste del haber y el cobro del retroactivo?

-No hay un plazo establecido para que los jueces homologuen, una vez que la Anses envía los acuerdos para su consideración. Los tiempos varían según el juzgado. En su inicio, además, el sistema tuvo problemas en la parte informática. En el organismo previsional señalan que la demora promedio entre la firma del acuerdo y el cobro es de unos tres meses. Y para algunos casos se dispuso anticipar -mientras se está a la espera de la homologación- el reajuste del haber mensual, dejando para después el cobro del retroactivo, es decir, de las diferencias entre el nuevo y el viejo haber, que se hayan acumulado desde el momento a partir del cual se reconoce el derecho a cobrar un ingreso más alto, hasta que el cobro se hace efectivo.

-¿Siempre se cobra retroactivo?

-No necesariamente. Hay dos cuestiones: por un lado, el posible retroactivo acumulado por el tiempo previo a la reparación histórica. En este punto, a quienes no habían hecho juicio (pero se les reconoce que en los últimos años se les estaba pagando menos de lo que correspondía) se les actualiza el ingreso mensual, pero no hay pago por períodos previos. A quienes estaban en juicio y no tenían sentencia firme, la ley les reconoce el derecho a cobrar en cuotas un retroactivo, hasta un máximo de 48 meses; dependiendo del tiempo que lleve el trámite judicial, eso puede representar una quita, porque ganar el litigio da derecho a cobrar lo acumulado por las diferencias entre lo que debió haberse cobrado y lo que se cobró cada mes, desde dos años antes de la demanda. Por último, para quienes tienen sentencia firme, el reconocimiento del retroactivo (con pago en cuotas también) es sin límite temporal. La otra cuestión por la que puede acumularse una deuda del Estado con el jubilado es el tiempo que transcurra entre la aceptación de la propuesta de la reparación y el pago efectivo del haber incrementado.

-¿Se puede pedir una reconsideración del monto ofrecido, si se considera que no está bien calculado según la ley 27.260 ?

-La forma de hacerlo es presentar el pedido de reconsideración personalmente en una oficina de la Anses, donde dicen que “próximamente” esa posibilidad estará disponible en la web. Según fuentes del organismo, se presentaron pocos pedidos. Y señalan también que se habilitó un aplicativo para cargar datos de un juicio que, eventualmente, no aparezcan en la página de la Anses.

Fecha: 01/10/2017

 

Anuncios

ANSeS prorrogará plazo para aceptar la Reparación Histórica abreviada

Por: Verónica Dalto

Para: Diario El Cronista

La ANSeS creó procedimientos abreviados para que grupos de jubilados que se encuentren en situación de mayor vulnerabilidad cobren los reajustes de la Reparación Histórica antes de que el acuerdo sea homologado por la Justicia. Pero aunque el jubilado esté cobrando en forma anticipada, debe prestar su consentimiento en la página web del organismo.

Así lo indicaron voceros de ANSeS, que mientras tanto está agotando todos los canales de comunicación -correos electrónicos, mensajes de texto y cartas en papel- con los jubilados para explicarles que están alcanzados por la Reparación Histórica y pedirles que reconozcan el monto reajustado y acepten el acuerdo.

Además, a partir del mes que viene colocará leyendas en los cajeros automáticos y en el homebanking y desde mayo, en los recibos de los haberes jubilatorios

Esta norma permitirá a la ANSeS dejar con efecto la recomposición del haber a pesar de que se hubieran cumplido los seis meses y los jubilados no hubieran cumplido los pasos previstos por las normas.

Y alcanzan los 600.000 jubilados de un universo de casi 900.000 que cobran en forma anticipada los que tienen este trámite de aceptación pendiente, según el organismo.

Sumando los casos de procedimientos abreviados y comunes que lograron homologaciones en la Justicia, ANSeS espera poder alcanzar el millón de jubilados incorporados al programa el mes que viene.

Son cuatro los tipos de trámites pendientes para los jubilados que cobran en forma anticipada: los que aún no dieron consentimiento que gozan del ajuste liquidado; los pendientes de aceptación que aún no han obtenido la nueva liquidación; los titulares que han aceptado el acuerdo y tienen habilitada la opción para designar un abogado, y los que designaron un abogado, pero que aún deben aplicar la huella judicial.

Los jubilados que cobran el reajuste de forma anticipada son los que no hubieran iniciado juicio y cuyo haber reajustado sea inferior a dos y media veces el haber mínimo garantizado. Que además tengan cumplidos más de 80 años o padezcan una enfermedad grave o el incremento del haber no supere el 30% del haber mínimo.

Posteriormente, se aplicó este procedimiento abreviado para los beneficiarios que tengan cumplidos 75 años, que requieran una solución con mayor urgencia, o cuyos incrementos no sean significativos.

Cuando el incremento del haber sea inferior al haber mínimo, los jubilados sólo tienen que dar consentimiento en la plataforma de “Reparación Histórica” con su clave de la Seguridad Social. Si es superior, el beneficiario deberá, además, suscribir el acuerdo con la huella digital, para que luego sea remitido a la Justicia para su homologación.

Para los dos casos se aplicará la prórroga que publicará ANSeS esta semana.

El plan de Repración Histórica bajo la lupa

Datos sobre el funcionamiento del plan de Reparación Histórica

Emilio Basavilbaso. Director ejecutivo de la ANSES

El funcionario está a cargo de la puesta en marcha del plan de reparación histórica

Según afirmó, hacia mediados de año la totalidad de los jubilados alcanzados tendrán su propuesta de pago

1,35 Millones

450.000 Aceptaciones

Son las personas que clickearon en la opción “Aceptar” tras haber leído la oferta oficial de pago

165.000 Acuerdos

Es el número de casos en los que jubilados y abogados pusieron su huella dactilar formalizando el acuerdo

8.000 Homologaciones

Son los acuerdos que pasaron ya por el trámite judicial, según datos de la Anses al viernes

894.668. Pagos anticipados

Son jubilados sin juicio previo que, por cumplir con ciertas condiciones, ya cobran el haber reajustado

600.000. A la espera

Son quienes esperan la propuesta de pago de la Anses que, en los últimos días, sumó unas 95.000

La reparación

El plan aprobado por la ley 27.260 contempla una actualización de haberes que tendrá alcance para unos dos millones de jubilados de la Anses. El propósito es adecuar los ingresos a lo dispuesto por la Corte Suprema en algunos fallos referidos a la movilidad y al cálculo inicial de haberes; las sentencias más significativas son las de los casos Badaro y Elliff

Las propuestas

El programa es de aceptación voluntaria y, al aceptar lo ofertado por el Gobierno, se renuncia a juicios presentes o futuros referidos al reajuste de haberes. El ingreso que, según el plan, le correspondería a cada jubilado se publica en la página web de la Anses, a la que debe ingresarse con clave de la seguridad social (se genera y puede habilitarse en el mismo sitio, respondiendo bien a preguntas sobre la situación laboral o previsional)

Jubilados sin litigio

En el caso de personas que no tenían una demanda judicial al 30 de mayo de 2016, se les ofrece una recomposición de su haber mensual a partir de la fecha en que manifiesten su acuerdo con la propuesta. Entre estos jubilados, muchos fueron incluidos en los procedimientos abreviados y en los últimos meses empezaron a cobrar el ingreso ajustado

Con juicio en trámite

Para quienes tienen un litigio iniciado antes de junio de 2016, la oferta incluye, además del reajuste del haber, el pago de un monto retroactivo (por la diferencia entre lo que cada mes se debió haber cobrado y lo que se cobró), pero hasta un límite de 48 meses. Este tope no afecta a quienes tengan un juicio desde hace menos de dos años (para los retroactivos se consideran hasta dos años antes del litigio más el período que éste demore en resolverse). Y sí significa una quita para quienes lleven más tiempo a la espera de la resolución de su causa. El plan contempla el pago del 50% del retroactivo tras la homologación del acuerdo y del otro 50% en doce cuotas trimestrales (3 años)

Con sentencia firme

En estos casos, y siempre en caso de aceptarse la propuesta, el monto del haber se actualizará tras la homologación del acuerdo, y entonces se abonará también la mitad del retroactivo (sin tope). El otro 50% se saldará en 12 cuotas trimestrales

Criterios para decidir

Entre otras cuestiones, el hecho de tener o no un juicio iniciado (más aún si ya hay sentencia) es un factor a tener en cuenta para aceptar o rechazar la oferta. Otro punto a considerar es informarse respecto de cuánto podría obtenerse si se espera el fallo. La edad y los aspectos más subjetivos también entran en juego

Trámites

Quienes dan su aceptación deben clickear tal opción en la página de Internet de la Anses y, además, suscribir un acuerdo. Este paso se hace con la huella dactilar en forma presencial en una oficina de la Anses o en alguna sucursal bancaria que disponga de un tótem o terminal de datos biométricos. El abogado, en caso de quienes no tienen juicio iniciado, puede elegirse libremente y los honorarios estarán a cargo del Estado

Plazos de cobro

Una vez hecho el acuerdo, éste se remite electrónicamente a la Anses, donde debe también firmarse y enviarse luego al Poder Judicial para su homologación. Una vez que ese paso está listo y el expediente vuelve a la Anses, lo más probable es que el haber reajustado se cobre dos meses después, dadas las fechas de liquidaciones de los ingresos. De todas formas se considerará el aumento a partir de la fecha de aceptación del acuerdo

Pago regular de juicios

Según la promesa de la Anses, no dejarán de pagarse sentencias por fuera de la reparación histórica. Para este año, con un presupuesto de $ 16.500 millones, el objetivo es llegar a 50.000 casos. En enero y febrero últimos se liquidaron 7500 casos, y el promedio de pago fue de $ 485.000 en el primer mes y de $ 505.000 en el segundo; en cuanto a marzo, aún no se publicó la lista de los beneficiarios

Fuente: Diario La Nación

Fecha: 21/02/2017

El aumento de las jubilaciones será del 12,96% en marzo

El haber mínimo quedará en $ 6.394 y el máximo, en $ 46.849; cambios en Ganancias

Por: Silvia Stang

Para: Diario La Nación

Atrás quedó la intención del Gobierno de aplicar cambios en la manera de calcular el porcentaje de movilidad de las jubilaciones y pensiones que están a cargo de la Anses. Y así, el aumento de los haberes a partir de marzo, que iba a ser del 12,65% según lo anunciado anteayer por la tarde, se transformó en una suba del 12,96%. En la edición de ayer, LA NACION había anticipado que ése iba a ser el nivel de incremento en el caso de que Mauricio Macri decidiera dar marcha atrás con la modificación prevista, lo que finalmente ocurrió. En la Anses afirmaron ayer que ya se ajustaron las liquidaciones de los haberes de marzo, por lo que se cobrará lo correspondiente.

A partir del mes próximo, entonces, el haber mensual mínimo pasará de $ 5661 a $ 6394 y el máximo se elevará de $ 41.474 a $ 46.849. Además de todas las jubilaciones, subirán en igual porcentaje las pensiones no contributivas y la Pensión Universal para el Adulto Mayor, una prestación para personas de 65 años o más que no tienen la cantidad suficiente de aportes para jubilarse (o directamente no tienen aportes). Esta última prestación aumentará a $ 5.115.

La aplicación de un ajuste de las jubilaciones mayor al que había anunciado la Anses le significará al Estado un costo fiscal más alto. El ente había calculado que dicho costo sería de $ 119.218 millones. Con el nuevo ajuste, el gasto en las prestaciones aumentará en $ 122.140 millones. Parte del costo que el aumento de las prestaciones se compensará con otro de los efectos que tiene la ley de movilidad: la suba de los aportes de los autónomos, también del 12,96%, y del salario máximo para hacer el cálculo de los aportes a la jubilación (11% de la remuneración), la obra social (3%) y el PAMI (3%). La remuneración tope para calcular esos descuentos será de $ 72.288,75.

Desde este año, el mecanismo de movilidad impactará también en el impuesto a las ganancias que pagan los jubilados de mayores ingresos. Esto es porque la ley que en diciembre pasado modificó el esquema de ese tributo dispuso que lo paguen los pasivos que reciben un ingreso mayor a seis jubilaciones mínimas. Desde marzo, esa base será de $ 38.368.

Hay, de todas maneras, excepciones a esa regla: no alcanza a los jubilados que, por su patrimonio, estén alcanzados por el impuesto a los bienes personales (salvo que la obligación de pagar esa carga surja sólo de la tenencia de vivienda). Para quienes queden fuera de esa base imponible especial, se aplica el mismo mínimo no imponible que para asalariados ($ 23.185 mensuales netos si no hay deducciones por familia ni de nigún tipo).

Tal como lo dispone la ley, el porcentaje de movilidad también se aplicará al monto de la Asignación Universal por Hijo, que se elevará de $ 1.103 a $ 1.246. Ese será también el importe del beneficio que recibirán por sus hijos los monotributistas y los asalariados de menores ingresos. En el primer caso, cobrarán esa cifra los contribuyentes que están ubicados en las categorías A, B, C y D. Luego, los importes se reducen a $ 838 (categoría E), $ 504 (categoría F) y $ 258 (categorías G y H). En los escalones más altos sólo se cobra por hijo con discapacidad.

Respecto de los asalariados, el importe de la asignación familiar mensual por hijo también varía según rangos de ingresos. Será de $ 1246 si el hogar percibe no más de $ 19.344; de $ 838, si el ingreso es de entre esa cifra y $ 28.372; de $ 504 (ingresos mensuales de hasta $ 32.756) y de $ 258, cuando lo que percibe el hogar es de hasta $ 73.608. Para ingresos superiores no hay pagos por hijo, ya que esa cifra actúa como tope. El sistema también contempla un monto máximo individual (en caso de que un solo integrante de la familia perciba ingresos), que será de $ 36.804. Estos topes se incrementaron en igual porcentaje que la suba que hubo para este año del mínimo no imponible del impuesto a las ganancias (22,8%).

Además, se eleva la ayuda escolar anual a $ 1043 y las asignaciones por nacimiento ($ 1452), adopción ($ 8703) y por cónyuge ($ 299).

Fecha: 17/02/2017

El Gobierno ya anuló el cambio en las jubilaciones

A partir de marzo aumentarán las prestaciones y las pensiones 12,96%, tal como estaba previsto

El Gobierno dio marcha atrás hoy con los cambios en la manera de calcular los aumentos de jubilaciones, tras el fuerte rechazo de la oposición. Las modificaciones no habían llegado a ser publicadas en el Boletín Oficial por lo que los haberes, las pensiones y asignaciones familiares aumentarán 12,96% a partir de marzo, tal como estaba previsto originalmente.

Así, la jubilación mínima será de $ 6394,6 y la máxima llegará a $ 46.849, en vez de $6377 y 46.721, respectivamente. En tanto, el monto de Asignación Universal por Hijo (AUH) ascenderá de $1.103 a $1.246 y también se elevará el valor de la Ayuda Escolar Anual a $1043 por hijo.

La controversia se había suscitado luego que el director ejecutivo de la Anses, Emilio Basavilbaso , informara que los haberes y las pensiones aumentaban a partir de marzo un 12,65% por la aplicación de la ley de movilidad, un porcentaje menor al estipulado ya que introdujeron modificaciones en las normativas reglamentarias respecto de cómo se venía calculando hasta ahora.

El cambio implicaba una merma del 0,3 por ciento en las jubilaciones respecto del cálculo que se aplicaba anteriormente. Con esa diferencia el Gobierno buscaba además un ahorro de $ 3.000 millones anuales.

Desde la Anses justificaron la medida entonces al asegurar que se buscaba un cálculo sea más exacto. Según Basavilbaso había una “pequeña sobreestimación” de los porcentajes y se sobrevaloraba la variación que tenía la recaudación de los recursos tributarios que se destinan al pago de jubilaciones.

“La resolución del aumento jubilatorio anunciada ayer se anuló y se liquidará como siempre”, dijo esta tarde el presidente Mauricio Macri durante una conferencia de prensa en la Casa Rosada.

El gasto total del Estado por la aplicación de la movilidad será de $122.140 millones, de los cuales $105.132 millones se destinan a jubilaciones y pensiones y $17.008 millones a las Asignaciones Familiares.

“Este gobierno después de años y años de reclamos de nuestro abuelos hizo una reparación histórica. Una sociedad que no respeta a sus abuelos, a su trabajo y su tradición es una sociedad difícil de transitar”, sotuvo el mandatario.

El jefe de Estado informó, además, que no tiene previsto ningún cambio en el Gabinete. “Estoy orgulloso de mi equipo. Mientras acierte mucho más de lo que se pueda equivocar, los seguiré apoyando”, agregó.

Fuente: Diario La Nación

Fecha: 16/02/2017

 

Mejoran los haberes de un grupo de jubilados

Algunos pasivos cobrarán más este mes; el plan se demora para algunos

Por: Silvia Stang

Para: Diario La Nación

La Anses pagará este mes los haberes de algo más de 294.000 jubilados ya actualizados por la aplicación del plan de reparación histórica dispuesto por ley. El programa incorporará así a más personas al mecanismo de pagos anticipados de estos reajustes, ya que se trata de casos en los que aún no fueron homologados por un juez los acuerdos que la ley dispone que deben firmar los jubilados con el Estado.

El plan de reparación, que contempla poner en línea los ingresos de más de 2 millones de jubilados y pensionados con lo dispuesto por la Corte Suprema en algunos fallos, corre por ahora a dos tiempos.

Por un lado y según datos de la Anses, si se considera a quienes recibirán su recomposición este mes, serán 894.668 los ya beneficiados. Pero por otro lado, hay muchos pasivos (sobre todo entre quienes tienen juicios en trámite o incluso con sentencia) a quienes aún no se les informó cuál es la oferta de pago que se les hace a cambio de que renuncien a sus demandas.

Ya desde septiembre, algunos jubilados entre los que no habían iniciado litigios (pero a quienes ahora se les reconoce desde el Estado que se les estuvo pagando en los últimos años por debajo de lo debido), comenzaron a cobrar ya con un ajuste. La elección incluyó criterios de edad y de niveles de ingresos o cuantía del aumento otorgado.

¿Quiénes son los que cobrarán una recomposición este mes? Según especificaron fuentes de la Anses consultadas por LA NACION, los criterios dispuestos se enmarcan en una ampliación de facultades que, para decidir estos pagos, recibió el organismo por un decreto de necesidad y urgencia, el 1244, de diciembre pasado. Así, se les incrementará el ingreso a personas de 75 años o más cuyos haberes ya actualizados no superen el valor de la jubilación mínima multiplicada por cuatro (esto da $ 22.644) y a quienes, más allá de su edad, les corresponda (según los criterios de cálculo adoptados por la Anses) un reajuste que no supere el 30% del haber mínimo, lo que equivale a decir que la suba no será de más de $ 1698. Son, además, según las fuentes del organismo, jubilados sin juicios en trámite.

Para conocer si alguien está o no incluido en este grupo, es posible ver el detalle de la liquidación del ingreso de este mes en la página de la Anses. Para ello, claro, se debe ingresar con la clave de la seguridad social que, en caso de no tenerla, puede gestionarse sin necesidad de ir a una oficina de la Anses.

El hecho de recibir una mejora del haber mensual por este procedimiento anticipado, no quiere decir que no se tengan que hacer trámites; de hecho, la suba dejará de percibirse luego de seis meses si es que no hubo aceptación expresa del nuevo monto. Ese trámite requiere en primer lugar de marcar la opción (aceptar o rechazar) en la Web. Y luego, se debe firmar el acuerdo por el cual la persona renuncia a continuar o a iniciar un juicio reclamando una mejor recomposición del monto. Para esta gestión se usará la huella digital, por lo que es necesario haberla registrado antes.

“El objetivo de que haya menos juicios se va a lograr”, evaluó la abogada previsionalista Elsa Romero. Pero agregó que, a la vez, habrá también quienes a partir de conocer lo que se les ofrece en el plan, decidirán ir a un juicio por evaluar que así podrían conseguir una recomposición mayor (ésa es una posibilidad que depende de varios factores). Según Romero, una de las cuestiones aún pendientes es la definición de las fechas de pago para los casos en que -a diferencia de quienes ya cobran con el reajuste- requieren de la homologación previa por parte de un juez.

Fecha: 10/01/2016